Chaparrones y marcado descenso térmico, a la espera de Santa Rosa

 

Este lunes estará lluvioso y fresco en la tierra roja. Las temperaturas se mantendrán entre los 7º y 11º grados, mientras se aguarda la llegada de la gran tormenta

CAM00664

Llovizna. | Para un jornada gris en la capital misionera.

Como ha ocurrido en años anteriores, y en especial cuando el invierno ha sido remiso en presentar fríos intensos, la tormenta de Santa Rosa puede presentarse fuera de fecha y repartida en episodios o eventos de intensidad parcial.

Básicamente para fines de agosto, los frentes fríos que recorren la Argentina han ido desarrollándose para pasar de los frentes de onda corta propios del verano, con un área de afectación muy reducida (a menudo sólo una localidad e incluso un barrio), a frentes de onda larga que suelen abarcar de costa a costa del continente en su avance hacia el Norte.

Las condiciones de Santa Rosa
Estos frentes de onda larga son naturalmente débiles, y como provienen del Pacífico, suelen fracturarse al cruzar la cordillera por las altas montañas de Cuyo. Lo cual nos deja con un frente patagónico avanzando de Sur a Norte del país sumado a una depresión de altura (vaguada) que ingresa por el Oeste.

Esta combinación de elementos, a las que suele sumarse un jet de vientos de superficie del Norte, encargado de alimentar humedad tropical al conjunto, da por resultado la formación de las clásicas tormentas de Santa Rosa que suelen ocurrir para el 30 de agosto, y con un margen de una semana antes y una semana después cuando se presentan por etapas.

Tormentas de la semana pasada
Luego del prolongado veranillo de la semana pasada, las tormentas más intensas comenzaron a formarse el jueves pasado en el centro y sur de las provincias de Buenos Aires y La Pampa. Estas se dieron en presencia del frente polar estacionado en la zona y alimentadas por la inestabilidad de la masa de aire tropical proveniente del Norte.

Entre el sábado y ayer se produjo el ingreso de la vaguada proveniente del Pacífico, que provocó una ciclogénesis (generación de nuevas tormentas) en toda la región del sur bonaerense con precipitaciones que alcanzaban picos de hasta 70 milímetros y que pueden continuar hoy hasta alcanzar totales de 120 milímetros en esa región del país. Esto sumado al continuo ingreso de humedad desde el sur de Brasil, llevó a que se diesen condiciones propicias para el desarrollo de los fenómenos severos en la región pampeano bonaerense durante los días recientes.

Frío en Misiones no será intenso
Finalmente, la profundización de un sistema de bajas presiones frente a la costa atlántica de Buenos Aires, y el avance hacia el Este de un frente frío patagónico, determinará que el desplazamiento del frío polar por el continente muestre una deriva hacia el Atlántico, de manera que las bajas temperaturas de esta ola polar serán en principio para la región costera del Sur de Brasil, y las temperaturas mínimas para Misiones se mantendrán por sobre los 6º de mínima esta semana, alejando las posibilidades de una nueva helada en nuestra región.

Las precipitaciones de esta semana en Misiones correspondientes este frente patagónico estarán limitadas al día de hoy, ya que el frente continuará su desplazamiento al Atlántico para mañana martes. Serán de 5 a 15 milímetros de lluvias precedidas por una fuerte tormenta eléctrica en zona Sur acompañada de ráfagas de viento Norte durante las primeras horas de la madrugada.

Días primaverales desde mañana
Desde mañana y hasta el viernes tendremos días primaverales. Soplarán vientos del Sur, algo húmedos, ya que provendrán de la baja presión en el Atlántico, por lo que el cielo permanecerá con mezcla de sol y nubes gran parte de la semana, aunque no se esperan lluvias. Serán vientos moderados, y las temperaturas mínimas oscilarán entre 7 y 11º en zona Norte y 6 a 8º en zona Sur.

A partir del sábado, vuelve a entrar el viento Norte y aumentan las temperaturas, que esta vez estarán acompañadas de abundante humedad. Esto facilitará la formación de una línea de inestabilidad que formará nuevas tormentas fuertes para el domingo 31 o lunes 1º de septiembre. Con este escenario parecería que durante la festividad de Santa Rosa (que en rigor es el 30 de agosto) tendríamos tiempo cálido y desmejorando, pero aún es muy pronto para asegurarlo.

Cuando Santa Rosa llega por etapas, y todas ellas muestran bastante actividad meteorológica, significa que tendremos primavera lluviosa, y esto sin considerar aún el fenómeno de El Niño, que recién se hará presente en noviembre para asegurarnos abundancia de lluvias también en el verano.

Pero un verano con El Niño además de un Atlántico recalentado no se limitará sólo a ser lluvioso, sino que habrá fuertes tormentas y abundancia de granizo. El cambio de tiempo se dará en el otoño del año próximo, cuando se espera tiempo seco con heladas tempranas.

Por Alfredo Yaquinandi