Habrá una manifestacion y posible corte de ruta para pedir justicia por el caso Monzón en Jardín América

Es por la denuncia que expuso Alicia Monzón, de mala praxis en el Hospital de la localidad

Este viernes 30 a las 9:00 hs. habrá una marcha para pedir justicia por el caso Monzón de Jardín América, por el que se presentó una denuncia por mala praxis en el hospital de esa localidad.

Alicia Monzón, de 24 años, denunció en marzo de este año que su bebé falleció tras un tortuoso parto vaginal en el hospital de área de Jardín América. El cirujano que la atendió le habría pedido dinero para hacerle la cesárea. El padre de Alicia llegó a ofrecer su moto y conseguir plata a cambio de que la operara, pero el cirujano se habría negado. La joven debió ser trasladada de urgencia al Hospital Escuela de Agudos Doctor Ramón Madariaga con una grave infección uterina que puso en riesgo su vida. Hoy está bajo tratamiento psicológico y el caso es investigado por la fiscalía de Puerto Rico.

 

Alicia relata el horror de un parto en el Hospital de Jardín América donde murió su bebé

Una mujer relata el horror de un parto en el Hospital de Jardín América donde murió su bebé

Alicia Monzón, la mujer damnificada relató que estaba en el último mes de embarazo, cuando fue al Hospital de Jardín América, la atendieron en la guardia a las 19 horas, la doctora vino a las 3 de la madrugada, ahí empezó la tortura, ella y las enfermeras la retaban, pujaba y el bebé no salía…

“No le habían avisado a mis familiares que yo estaba pariendo, eran las 4 de la madrugada y mi bebé no nacía. Llegó un doctor y le rogué que me haga una cesárea, pero me preguntó si tenía plata, le dije que hable con mi papá, que le ofreció una moto pero no aceptó, por eso me dejaban desangrarme. Mi mamá entró escondida y rezaba conmigo para que esto termine. La enfermera se sentó arriba de la panza y a la fuerza me hicieron parir, yo lo vi vivo al bebé”.

Alicia además comentó: “mi bebé y yo estábamos bien, controlados, pero yo soy chiquita y él pasaba 3,600 kg. El falleció después de vivir media hora. El Dr. Ballena llegó a la madrugada para limpiarme y me dejó con la placenta adentro, tenía cada vez más frío, me hacían transfusión con sangre casi congelada, el director del hospital miraba como si nada. Después de rogarles, me trasladaron al Madariaga, con una ecografía vieron que tenía resto de placenta, me llevaron al quirófano pero no aseguraban que viviera porque perdí mucha sangre, pero gracias a Dios y los médicos de ahí me salvaron, diez días tardé el recuperarme”.

“Después de lo que pasó los forenses escribieron cosas que no son, que yo tenía poliomielitis, que el bebé no se desarrolló, pero no es así si el bebé pesaba más de 3 kilos. No me siento bien, psicológicamente, y allá son todos los médicos contra mí, no voy a parar hasta que se haga justicia, porque esto no le puede volver a pasar a nadie” concluyó Monzón.
Audio: Radio Universidad de Misiones.